La risa y el embarazo

¿Piensas que la risa puede tener algún efecto en el embarazo?

Un estudio americano publicado en “Fertility and Sterility”, liderado por un grupo de investigación israelí, llevó a cabo el siguiente experimento. Seleccionó a 219 mujeres que se estaban sometiendo a un tratamiento de fertilidad, de ellas, 110 tuvieron sesiones durante 15min al día con un humorista tras el tratamiento de reproducción asistida. Unaves que analizaron las tasas de gestación respecto al otro grupo que no tuvo este tratamiento, los resultados indicaron que hubo mayores tasas de embarazo en aquellas mujeres tratadas con la risa. La risa está relacionada con una disminución de los niveles de estrés.

213762_5969

El embarazo es un momento muy especial para tu cuerpo que tiene línea directa con el placer y el bienestar. De forma natural, nuestro cuerpo aumenta sus niveles de endorfinas, las cuales se producen al sentirnos felices. La risa hace que estas hormonas aumenten de forma espectacular en la sangre. Además, el sistema inmunitario se estimula, con lo que se mejoran las defensas, cosa muy favorable durante el embarazo.

La risa siempre es buena, pero reírte en el embarazo tonifica la musculatura de forma pasiva, se mueven un montón de músculos y favorece el buen estado físico, a parte del mental.

Un proverbio chino afirma que, para estar sano, hay que reírse 30 veces al día. Con una carcajada se activan casi todos los músculos que hay en la cara (unos 400 músculos), algo que no sucede cuando tu rostro muestra una expresión triste y seria.

Al estar bajo estrés, ansiedad o depresión disminuye nuestro nivel de oxígeno. Respiramos más rápido, de forma superficial e irregular, con lo que acumulamos dióxido de carbono en la sangre. Reír a carcajadas es el mejor remedio. La risa abdominal ayuda a proporcionar una exhalación más larga, limpiando nuestros pulmones del aire residual y reemplazándolo por aires fresco con un alto nivel de oxígeno.

Con la risa aprendemos a ver las cosas desde el lado positivo. Es una forma sencilla de mejorar la salud y además es placentero. A través de ella, favorecemos el control de las emociones, dando más valor a las agradables: alegría, gozo, entusiasmo, motivación, felicidad… y perdiendo fuerza la tristeza, la pereza o la apatía.

Trabajar con la risa durante la gestación aporta grandes beneficios, ya que ayuda a que el proceso sea más fácil, natural, relajado, sano y alegre.

La risa es una de las primeras formas de comunicación del ser humano. Practicar la risoterapia en pareja es una grata experiencia. Ayuda a ambos a conectar con su niño interior, dejándole salir desde la inocencia y el desenfado. Se aprende a encontrar la manera de afrontar las adversidades cotidianas, a liberar sus miedos y tensiones, y a expresar, mediante el juego, el movimiento y la respiración, toda la alegría e ilusión que llevan dentro.

Robert Burton (Autor de “La anatomía de la melancolía”) dice:

La risa prolonga la vida, mejora el humor y rejuvenece.

Por eso yo abogo por la psicología positiva, me inclino más por el vaso medio lleno y creo fielmente en los efectos de la risa.

Os animo a incrementar vuestra positividad y a tomaros la vida con más calma.

¿Quieres vivir la experiencia de la risoterapia? Visita  nuestra web amiga: Psicodiversia.

Imagen: Rick Hawkins, freeimages.com

Anuncios