Miedo a la infertilidad, el cuerpo y la mente

Tener un hijo es una experiencia maravillosa. Muchas mujeres desean con todas sus fuerzas tener uno  y no lo consiguen. Las razones de esa posible infertilidad pueden ser médicas, pero… no siempre es esa la causa.

A lo mejor te ha pasado a ti: después de un tiempo intentando quedarte embarazada, no lo logras y empiezas a inquietarte… ¿Me pasará algo?, ¿o será a mi pareja? , ¿y si no podemos tener un hijo? Lo comentas en tu círculo de amigos: los médicos dicen que todo está bien, pero la cuestión es que no te quedas embarazada. ¿Cómo te hace sentir esto?

238164_3343-

Pues bien,  las emociones, los  pensamientos, los  sentimientos, la imaginación y la preocupación por lo que todavía no ha ocurrido, están influyendo en nuestro psiquismo. Las creencias, las experiencias traumáticas, los fracasos anteriores, también  nos están afectando.

Entre lo que pienso, lo que siento y  lo que imagino,  hay un desgaste energético que debilita nuestro sistema hormonal, neurológico y psicológico.

El estrés, la ansiedad y la angustia también juegan a la contra, desregulando además todo nuestro sistema emocional.

¿Qué puedes hacer cuándo te encuentras en esta situación?, ¿cómo  actuar?

Controlar esos sentimientos es complicado cuando no puedes dejar de pensar en ello. Para eso, es necesaria una autorregulación emocional, esto es, ver el sistema de creencias en el cual te apoyas, la autoaceptación …

En definitiva, hay  que trabajar la mente, a la vez que el cuerpo. Y esto es más fácil de conseguir a través del  Yoga.

Yoga=Yugo= cuerpo-mente.

Los 50 beneficios del yoga, lee y juzga tú misma.

Puede que creas que sola no puedes, pero no es así, solo necesitas empezar a practicar.

En los próximos posts:

Los efectos de la risa en la fecundación

El yoga de la risa.

Imagen: Paul Alexander, xchng.

Anuncios